La motivación es una de esas cosas que todos necesitamos tener en diferentes etapas de nuestras vidas. Como sabéis, el ejercicio puede ser justo lo que se necesita para obtener una mente estimulada y un cuerpo enérgico. Sin embargo, de vez en cuando necesitamos un poco de motivación para conseguir una rutina y establecerla en nuestro día a día.
Aquí están 5 de mis mejores consejos para encontrar  la motivación necesaria para conseguir estar en movimiento:

Haz una lista de reproducción – La música es una manera fantástica para mantener la motivación. Se puede ajustar para adaptarse a su estado de ánimo o el ritmo de la sesión de ejercicios que se está haciendo. La opción por la música con un buen ritmo constante realmente puede ayudar a motivar a seguir adelante y mantenerse en el camino!
Encontrar un compañero de ejercicio – Tener otras personas para acompañarte puede ser justo lo que se necesita para levantarse y estar motivado. Un compañero de ejercicio no sólo puede hacer que la experiencia sea más agradable, sino que también ayudará a mantener la responsabilidad para continuar tus planes.
Cambiar el sitio de entrenamiento – probar diferentes pistas de atletismo y lugares al aire libre para hacer ejercicio, ya que te mantiene fresco y renovado, pudiendo llegar a explorar algunos de los lugares mas bonitos en tu área local. Así que prueba en tus parques o  playas cercanas a tu casa para salir a correr o andar en bicicleta, explora diferentes rutas para mantener la motivación.
Utiliza meditaciones de motivación –  Existen audios mindfulness orientados hacia el ejercicio, son una fantástica manera de mantenerte enfocado y motivado. Se puede escuchar en la preparación o al mismo tiempo que se va a correr, hacer un entrenamiento  o ir al gimnasio.
Cambia de ejercicios y de metas – Tu cuerpo llegará a acostumbrarse lentamente a los ejercicios y rutinas específicas, alcanzando un nivel y como consecuencia reduciendo el esfuerzo. Por lo tanto mantener cambios en los ejercicios e ir aumentando paulatinamente siempre con ayuda de profesionales, cambiando las áreas del cuerpo que se está trabajando y  de nuevas prácticas más desafiantes. No tengas miedo de probar algo nuevo y diferente.
Y, por supuesto, tener en cuenta tus propios objetivos personales a medida que trabaja hacia ellos. Eres capaz de lograr cualquier cosa que te propongas y  sin duda todo esfuerzo tiene su recompensa y merecerá la pena el trabajo duro!